Colabora con el instituto

Está escrito al comienzo de la parashá, que los ángeles vienen a anunciarle a Sará que tendrá un hijo el próximo año. Antes los ángeles le preguntan a Abraham Avinu cuando los recibe: [Génesis 18:9]

וַיֹּֽאמְר֣וּ אֵלָ֔יו אַיֵּ֖ה שָׂרָ֣ה אִשְׁתֶּ֑ךָ וַיֹּ֖אמֶר הִנֵּ֥ה בָאֹֽהֶל

“Y le dicen a él dónde está Sará tu mujer? Y dijo: he aquí, está en la tienda”.

Rashi explica que “está en la tienda” demuestra cuán recatada es, para que Abraham la quiera. Quien tiene una mujer recatada la quiere mucho más. Ellos hacen que la esposa sea amada por el marido, esa era la intención de la pregunta de los ángeles.

Hay aquí un fenómeno especial en la Torá donde está escrito “Y le dicen a él ¿dónde está Sará tu mujer? [Aié Sará] En la palabra אליו, “a él”, hay 3 puntos escritos en el rollo de la Torá por encima de la alef, la iud y la vav, AIO, איו, no sobre la lamed. Explica Rashi en nombre de los sabios de bendita memoria, que hay una mitzvá, un mandamiento positivo del invitado en interesarse y preguntar al hombre de la casa y también a la mujer a uno por el otro. 

Entonces, aunque literalmente preguntan dónde está Sará tu mujer, con la intención interior de que ella sea apreciada, de todas maneras preguntan dónde está Sará, porque quieren decirle shalom y agradecerle también a ella por el mandamiento de recibir huéspedes, el recibimiento que les prodigó,

Siendo que hay puntos sobre las tres letras, cuando hay puntuación sobre las letras significan algo, en este caso las letras alef iud vav, aio. Explica Rashi que así como hay un mandamiento de preguntar al hombre por la mujer, también hay un mandamiento de preguntar a la mujer por su marido. Quisieron preguntar a Sará “dónde está Abraham”, “AIO Abraham”. En el versículo está escrito “AIE Sará”, y aquí está aludido también AIO Abraham

¡Esto es algo sorprendente! ¿Qué significa dónde está Abraham? Si están hablando con él, lo están viendo. A Sará no la ven, pero ¿por qué preguntan “dónde está Abraham”? 

Explica el autor del Maor Einaim, Rabi Menajem Najum de Tchernobil, cuyo fallecimiento es el 11 de Jeshvan, debido a que Sará Imeinu también corresponde al alma deitgalia, el mundo revelado, como Rajel Imeinu, quien es la principal exponente del mundo revelado, (y en realidad toda mujer, en especial en relación a su marido es su mundo revelado, y el hombre, en relación es el mundo oculto, es decir que todo esposo es como Lea, el mundo oculto, el pensamiento, y toda mujer es como Rajel, el mundo revelado, el habla) Como el marido es alma deitcasia y la esposa alma deitgalia, y los ángeles no pueden captar cuál es la raíz del alma de Abraham Avinu, y quieren entender.

Esto también es una enseñanza muy interesante, los ángeles tienen una misión que realizar, la cumplen fielmente pero no tienen conocimiento verdadero de esas almas, en especial de las almas de los justos como Abraham Avinu. No conocen la raíz de las almas, no pueden saber por qué se merecen las cosas buenas que vienen a hacer en su misión. Anunciar a Sará un hijo, y por supuesto también a Abraham, sanar a Abraham porque es el tercer día de su circuncisión, y como estaba enfermo y débil tienen que sanarlo. No pueden captar y quieren entender quién es este Abraham a quien fueron enviados. ¿Dónde se puede ver la raíz del alma de Abraham? Los ángeles quieren saber. 

Rabi Menajem Najum trae una enseñanza muy bella: “En su esposa”. Si pueden ver a su esposa, la mujer lo refleja, lo revela. Esto se llama alma deitgalia, el mundo revelado. La mujer revela la raíz del marido que ellos no pueden ver en forma directa, sino solo a través de su esposa. 

Por eso quieren preguntarle a la esposa, aunque no necesitan preguntarle dónde está Abraham, ¡lo están viendo! Pero “dónde” es similar a “¿Dónde está el lugar de Su Gloria?” (Aio makom kevodó, que preguntan los ángeles respecto a Dios) “¿dónde está Sará tu mujer?”, quieren ver y captar la raíz del alma de los justos de esta clase, y en particular de Abraham Avinu.

Y así le preguntan a Abraham “¿dónde está Sará tu mujer?”, que igualmente no se refieren sólo a la Sará de “abajo”, dentro del cuerpo, sino a la raíz de su alma. “¿Dónde está Sará tu mujer?” es como “¿Dónde está el lugar de Su gloria?” Quieren entender, conocer por intermedio de ella la raíz del alma de Abraham Avinu. Por eso no le preguntan con la boca dónde está Abraham, solo la observan y al mirar a Sará están preguntando dónde está Abraham. Dónde está la raíz de Abraham. 

Es una hermosa interpretación, sin la cual es muy difícil entender por qué los ángeles quieren preguntar a Sará por Abraham. 

De esta manera, la esposa, que simboliza la Kneset Israel, la Congregación de Israel, la Presencia Divina sagrada, es el mundo revelado del hombre, y Hashem es el Hombre de la Guerra. Todos nosotros somos la mujer, la novia de Dios. Y nuestra tarea es que el Marido se refleje en nosotros.

Artículos Relacionados

COLABORA CON EL INSTITUTO

¡Recibe las ÚLTIMAS NOVEDADES en tu correo!

Comunidad

Para participar de nuestras actividades y recibir nuestros mensajes diarios